Home / Conciertos / ABUELA MARGARITA Un concierto muy peculiar. Por Pedro Burruezo

ABUELA MARGARITA Un concierto muy peculiar. Por Pedro Burruezo

El pasado jueves, en el Centre Cultural Albareda, de Barcelona, tuvimos oportunidad de asistir a la presentación del disco que han hecho al alimón la Abuela Margarita y la conocida cantautora mestiza Amparo Sánchez. Fue un evento insólito, divertido y profundo al unísono.

Se trataba de la presentación-concierto de «Corazón de niña» (Kasba), el disco que a la Abuela Margarita le han producido Amparo Sánchez y Gerard Casajús. Hubo palabras emotivas de presentación pero, sobre todo, hubo muchas reivindicaciones, por parte de esta abuela indígena que tiene un pico realmente de oro. Nada que ver con política, ni con luchas sociales al uso, ni con reclamos ecologistas convencionales… Fue la cosa mucho más allá. A los que ya conocemos a la abuela, no nos extrañó que, entre canción y canción, y en medio de ellas, la anciana mexicana lanzara himnos en pro de una humanidad unida, cánticos a la mujer que no son una guerra contra el hombre, alabanzas a la fertilidad, oraciones en pos de lo sagrado, lo divino y, en términos islámicos, lo que se denomina «fitrah», o estado natural. A cada alabanza, el público estallaba en un estruendoso aplauso. Un público, por cierto, harto peculiar, que coreó las canciones una por una.

En lo musical, los productores del disco condujeron la velada como pudieron, porque la Abuela Margarita, y hace muy bien, no está para ceñirse a guiones que encorseten su vitalidad. Así, escuchamos canciones que estaban a caballo entre Jonathan Richman y Chavela Vargas y el Gran Chamán del Trópico. Y ella paraba y cantaba cuando quería. Y a nadie nos importaba que la Abuela Margarita lo hiciera así, porque nadie había ido a escuchar un concierto convencional. La cosa terminó con la apoteósica «Corazón de cantaora» rumbera de Amparo y todo el mundo bailando en la sala, Abuela Margarita incluida. O mucho me equivoco o en los próximos años va a haber muchos artistas que incluyan en sus canciones temas de ecología profunda y espiritual de gran calado, más allá de poses ecologistas al uso de corta y pega (evitaré citar a algunos artistas de relumbrón que utilizan la ecología para promocionarse a sí mismos, cuando su vida tiene muy poco que ver con conductas realmente conscientes). Y eso estará muy bien. Lo que hoy es sólo un embrión… mañana será algo de inmensas minorías.

Mis felicitaciones a La Morocha, por la organización del evento, un evento, insisto, peculiar y, para muchos, sanador. De todo corazón me alegro mucho de que la velada fuera un éxito de convocatoria y que la respuesta del público, en el mismo concierto, fuera tan entusiasta.

Pedro Burruezo

 

About JLP jose

Check Also

Crítica de la película “Utoya, 22 de julio”: Experiencia inmersiva

La noticia conmocionó a todo el planeta. Recuerdo muy bien las primeras informaciones que aparecieron …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

AVISO LEGAL PRIVACIDAD COOKIES CONTRATACIÓN CONTACTO