Home / Cine Made in USA / CRÍTICA DE LA PELÍCULA “MONEYBALL: ROMPIENDO LAS REGLAS” (2011): APLICANDO LAS MATEMÁTICAS AL BEISBOL

CRÍTICA DE LA PELÍCULA “MONEYBALL: ROMPIENDO LAS REGLAS” (2011): APLICANDO LAS MATEMÁTICAS AL BEISBOL

El próximo 3 de febrero se estrena en España “Moneyballl: rompiendo las reglas”, distribuida por Sony. Su mayor baza comercial la aporta el protagonista y productor Brad Pitt.

Interpreta a un director técnico de un equipo de la liga profesional de beisbol de Estados Unidos y antiguo jugador de éxito.

EL FACTOR ZAILLIAN

La película está escrita por Aaron Sorkin y Steven Zaillian (Fresno, California, 30 de enero de 1953) que también tiene otra película en cartel el “Millenium” de David Fincher. De origen armenio en su curriculum hay guiones como los de “American gangster”, “Gangs of New York”, “La Intérprete”, “Misión Imposible”,  “Hannibal” o “La lista de Schindler”. También ha dirigido un par de películas: “En busca de Bobby Fischer” (1993) y “Todos los hombres del Rey” (2006).

La historia, basada en un libro de Michael Lewis, profundiza en las reglas y los ritos del beisbol, deporte que aquí conocemos muy poco. Por ahí el espectador se puede perder bastante, dado que se habla mucho de tácticas, de reglas y demás.

Si se obvian estas cuestiones estamos ante la historia de una persona que intentó revolucionar este deporte añadiendo elementos matemáticos y estadísticos a la práctica del beisbol (algo que lleva muchos años usándose, por ejemplo, en el basket). En esta faceta tendrá numerosos detractores antes de conseguir victorias y la complicidad de un joven economista obeso y visionario de 25 años, este personaje lo interpreta Jonah Hill, el muchacho insoportable de “Cyrus”.

Hay muchos diálogos y algunos silencios, buscando una arritmia que termine siendo catártica, con un epílogo que cierra el círculo.

EL FACTOR BENNETT MILLER

Dirige la película Bennett Miller (Nueva York, 30 de diciembre de 1966). Intercala imágenes de los partidos con la acción que desarrolla el protagonista Brad Pitt. Hay varias secuencias muy logradas, buscando el clasicismo, como cuando el protagonista negocia las altas y las bajas de los jugadores y otras algo forzadas. No todas las sub tramas funciona, en este aspecto destaca la parte en la que el protagonista pasa unos días con su hija de 12 años que vive habitualmente con su madre, dado que se divorciaron tiempo atrás.

Miller consigue que los elementos visuales se peguen como lapas al texto, aunque en ningún momento innova.

En definitiva estamos ante una película correcta, que se deja ver, que tiene momentos atractivos, pero que no se queda en la memoria. Le falta épica y le sobra discurso.

José López Pérez

About JLP jose

Check Also

Crítica de Oti Rodríguez Marchante de la película “El secreto de las abejas”: Dulzura y agresividad

Nota inicial del editor: Hace ya unos días que publiqué mi crítica de “El secreto …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

AVISO LEGAL PRIVACIDAD COOKIES CONTRATACIÓN CONTACTO