Home / Audio / Música / Crítica de Oti Rodríguez Marchante de la película “La sombra del pasado” (2018): Las Alemanias de un pintor

Crítica de Oti Rodríguez Marchante de la película “La sombra del pasado” (2018): Las Alemanias de un pintor

Nota inicial del editor: Hoy hay en España 13 estrenos. Uno de los destacados es “La sombra del pasado”. Os ofrecemos ahora la crítica de este film de Oti Rodríguez Marchante que, de forma primigenia, se ha publicado en el diario Abc en el que lleva escribiendo desde hace más de 7 lustros. Ha puntuado la película con 3 estrellas, sobre un máximo de 5.

 

Es la tercera película de Florian Henckel von Donnersmarck y la que lo sitúa en un cierto equilibrio entre la obra maestra con la que comenzó su filmografía, «La vida de los otros», y la completa decepción de la siguiente y nula «The tourist». «La sombra del pasado» es un aceptable melodrama narrado y ambientado en tres tiempos o tres modelos de la sociedad alemana: comienza con la mirada infantil de un niño en la época del nazismo, recoge posteriormente al personaje en su juventud durante la Alemania comunista y, por último, en la época casi actual. Se puede decir, por lo tanto, que Donnersmarck hace un recorrido dramático por varias décadas de la historia reciente de su país, aunque su mirada no es tanto social o histórica como centrada en la peripecia personal de su protagonista, un niño traumatizado, un joven pintor seguro de su arte e inseguro de su lugar en el mundo, y su prólogo como adulto.

 

La magnífica ambientación y el punteo clásico de sus picos y aristas dramáticas la convierten en una película «bonita», aunque varios capítulos de los que se narran estén anegados de la fealdad moral de los acontecimientos, encarnados en la diabólica figura que representa el actor Sebastian Koch (médico nazi y sombra que lo persigue) o en la castración artística bajo la Alemania «democrática». El romance y la intriga se mezclan por obra de ciertos trucos de guion, la «chica», la familia, el pasado, la pintura…, y aunque lo hace sin excesiva profundidad y finura, consigue al menos un eficaz aroma peliculero gracias a la química de sus dos protagonistas, Tom Schilling y Paula Beer, ya espléndida en «Frantz».

Sobre Oti Rodríguez Marchante

Crítico de Cine

@OtiRMarchante

About Jose

Escritor, cineasta, activista cultural y organizador de festivales de cine

Check Also

Crítica de Oti Rodríguez Marchante de “El cuadro” (2019): Una de Hitchcock dentro de Las Meninas

Nota inicial del editor: “El cuadro” es una gran película (aquí podéis recuperar mi crítica), …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

AVISO LEGAL PRIVACIDAD COOKIES CONTRATACIÓN CONTACTO