Home / Audio / Música / Crítica de Oti Rodríguez Marchante de la película “Viaje a Nara (Vision)”: Poética y escurridiza Kawase

Crítica de Oti Rodríguez Marchante de la película “Viaje a Nara (Vision)”: Poética y escurridiza Kawase

Nota inicial del editor: Uno de los estrenos destacados de la semana es “Viaje a Nara (Vision), de Naomi Kawase, nacida en Nara (Japón), el 30 de mayo de 1969. Su obra gira en torno a la vida íntima, la búsqueda de los orígenes y de la identidad. En 1997 fue la cineasta más joven premiada de la historia del Festival de Cannes cuando ganó el Premio Cámara de Oro por su película “Moe no Suzaku”. Os ofrecemos ahora, como siempre con autorización expresa de su autor, la crítica de Oti Rodríguez Marchante de “Viaje a Nara”. De forma primigenia fue publicada en el diario Abc.

La directora japonesa Naomi Kawase hace películas, sí, pero como si hiciera ese sutil masaje japonés que se llama shiatsu, y presiona con el dedo de su cámara en esas zonas del espectador (que se deje) hasta armonizar su cuerpo y su mente. Hay películas suyas, como «Aguas tranquilas» o «El bosque de luto», que procuran a quienes las ven un estado de equilibrio y comprensión difíciles de explicar. También es cierto que su cine se mueve al ritmo lento de la cutícula y que necesita de una mirada paciente y que apenas encontrará otra recompensa que lo que ve y la sensación de shiatsu.

En «Viaje a Nara (Visión)» es un recuento de todo lo tangible e intangible de su universo, la naturaleza que respira, los árboles que se mecen, el viento que se confunde con el pensamiento, el sol, las nubes, el paisaje de bosque que quiere decir algo…, pero, ¿qué?… Kawase camufla una historia apenas perceptible en el interior de los personajes y de su entorno natural, y el relato de una mujer francesa a la búsqueda de una planta medicinal, Visión, que absorbe el dolor humano, es tan simbólica como escurridiza, aunque cuenta con ese rostro de Juliette Binoche tan apropiado para narrar sin palabras, sin explicaciones, los sentimientos. Naturalmente, uno se queda fuera de la emoción de los personajes, ininteligibles, pero que producen ese bienestar y la impresión de que lo que no cuentan es más importante e interesante que lo que cuentan, apenas nada.

Sobre Oti Rodríguez Marchante

Crítico de Cine

About Jose

Escritor, cineasta, activista cultural y organizador de festivales de cine

Check Also

«Toy Story 4» sigue liderando la taquilla española. Top 10 de ayer, sábado 22 de junio de 2019

Ayer, sábado 22 de junio de 2019, en la mayoría del país hizo un tiempo …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

AVISO LEGAL PRIVACIDAD COOKIES CONTRATACIÓN CONTACTO