Home / Audio / Música / Crítica de la película “La hora del cambio” (2017)

Crítica de la película “La hora del cambio” (2017)

Una película que triunfa en taquilla no tiene que ser necesariamente buena, otra que fracase en taquilla no tiene que ser necesariamente mala. Si, ya se que no descubro nada, lo sabemos todos sobradamente, pero creo que de vez en cuando es bueno recordarlo.

“La hora del cambio” arrasó en la taquilla italiana, fue un exitazo. Su primer cuarto de hora está muy bien, promete. Luego tiene 20 minutos en los que la cosa aún se aguanta, a partir de ahí todo es plano, tópico y previsible, y acaba estropeando la idea inicial, muestra ingente cantidad de tópicos, no hay matices. La mayoría de subtramas no funcionan.

El personaje del cuñado del nuevo alcalde, arribista, aprovechado y chanchullero ( y que en las primeras escenas apoya al anterior alcalde) acaba siendo muy cargante, tiene excesivo protagonismo en la parte final, y lo interpreta Salvatore Ficarra, precisamente.

La película solo dura 87 minutos y se acaba haciendo larguísima.

Salvatore Ficarra y  Valentino Picone ejercen de directores, actores y coguionistas, en ninguna de las 3 funciones brillan. Estamos ante una comedia fallida, a la que le falta empaque. La apuesta por el costumbrismo le resta fuerza al mensaje, todo queda en una simple anécdota totalmente inocua.

“La hora del cambio” se desarrolla en el ficticio pueblo siciliano de Pietrammare que viven acostumbrados a la corrupción, al caos circulatorio y al todo vale, a saltarse la ley. Las carreteras tienen socavones, el tráfico es insufrible, la basura se acumula en las aceras y no hay día que un vecino no pise un excremento de perro. Tampoco les falta un gran puerto… sin barcos, y una fábrica altamente contaminante. Pero parece que ha llegado la hora del cambio: en las elecciones, un nuevo alcalde ha salido victorioso y viene con la firme intención de cumplir todo su programa electoral

El guión nos muestra a un antiguo alcalde corrupto, mal trazado, y a un nuevo alcalde que aparece poco y del que no se conoce bien su ideología. En algunos momentos parece decididamente “tonto” porque no se entera de nada de lo que pasa a su alrededor.

Todo son clichés en “La hora del cambio”, la realización es pobre, muy televisiva. La fotografía no destaca.

Eso sí, es positivo que el film se atreva a reírse de forma cruda y directa de la realidad de algunos lugares y situaciones del país transalpino, que no anda nada lejos de lo que sucede en otros países, entre ellos el nuestro, pero el guión no sabe sacar partido de la línea de partida, esa qué se pregunta qué pasaría si un nuevo alcalde fuera honesto de verdad. La mayoría de personajes son simples esbozos y el desenlace empobrece el discurso. El film es timorato, no se atreve a ir más allá, es muy convencional. La mayoría de chistes o son malos o están ya muy gastados. Las situaciones en algunos momentos más que generar risas o sonrisas, acaban dando pena.

En el arranque hay algunas situaciones muy divertidas, como las bolsas que se entregan a los ciudadanos, o las del caos, e incluso la primera de la escuela.

José López Pérez

@JLPnosolocine

About Jose

Escritor, cineasta, activista cultural y organizador de festivales de cine

Check Also

Hoy ha cumplido 101 años Kirk Douglas

Rodeado de su familia, en su casa de Los Ángeles (California), hoy ha cumplido 101 …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *