Home / Cine Español / Entrevista a Maitane San Nicolás, protagonista del corto “Sentir, no decir”

Entrevista a Maitane San Nicolás, protagonista del corto “Sentir, no decir”

En el corto de Rubén Arnaiz, “Sentir, no decir”, su protagonista femenina Maitane San Nicolás (Bilbao, 20 de octubre de 1985) hace un trabajo excelente, transmite verdad, es un gran descubrimiento. Hoy vamos a entrevistarla para conocer un poco más su trayectoria.

En este caso nos ahorramos las presentaciones dado que si seguís leyendo conoceréis a una actriz que dará mucho, y bueno, que hablar. Esta entrevista se ha elaborado en dos fases, la primera por teléfono, la segunda utilizando la red

J.L.P ¿Cómo surgió la posibilidad de protagonizar “Sentir, no decir”?

Maitane San Nicolás: Nos conocimos por Facebook, ya no recuerdo si fue él quien me agregó o yo, jajajaja, pero un día me escribió proponiéndome un corto que había escrito y quería que nos conociéramos. Nos citamos en el Café Comercial de Madrid y estuvimos hablando sobre el proyecto, éste en concreto y algún otro que tenía él en mente. Ya me había pasado el guión de “Sentir, no decir” y hablamos de las relaciones entre las personas pero sobre todo en las que hay un vínculo intimo o amoroso. Estábamos de acuerdo en muchas cosas. Rubén es un hombre romántico, como yo, así que congeniamos perfectamente y la comprensión, me atrevo a decir, fue mutua. Los dos supimos enseguida lo que queríamos transmitir en este corto, cada uno desde su lado.

J.L.P ¿Qué fue lo más complicado del rodaje?

M.S.N: Algo que recuerdo era el viento. No paró durante todo el rodaje, aunque viendo el resultado creo que encajó bien en el encuentro de esta historia, lleno de tensiones y distensiones. Tal vez, también, la dificultad de rodarlo todo en un día. Respecto a la interpretación el reto es siempre sentir el texto como tuyo y que fluya con naturalidad, sobre todo cuando lo importante del corto son las emociones y los sentimientos de los personajes. La mirada debía estar llena y eso a veces cuesta mucho trabajo, en escena y en la vida, jajajaja.

Fue un rodaje muy bonito, el lugar, un lago, el cielo azul y un equipo muy majo que nos acompaño durante todo el día. Rubén, el director, Víctor, mi compañero y yo habíamos creado un vínculo cercano, ya que habíamos compartido algunas experiencias en el amor en uno de los ensayos, cosa que nos hizo bromear y reírnos sobre ello durante todo el rodaje.

J.L.P Estudiaste en la RESAD ¿qué fue lo más importante de ese período?

M.S.N: Tal vez lo más importante no fue el aprendizaje sobre la profesión del actor, que por supuesto años después descubrí lo mucho que había aprendido sin darme cuenta, a base de muchos disgustos e inseguridad. Tengo que decir que mi experiencia en la escuela me enseñó más sobre la vida y sobre mí misma. Siempre he tenido cierta tendencia a profundizar en la condición humana, en las emociones y en los misterios de la vida. Así que aquella experiencia, lejos de mi casa con 17 años y conociendo gente muy diferente e interesante fue muy importante para mi crecimiento personal. Ahora puedo decir, casi con rotundidad, que cuanto más te conoces, mejor actor puedes ser si sabes cómo utilizarlo. Todo lo que en la Resad me intentaron enseñar, tuve que re-aprenderlo fuera después, desde mi propia necesidad y búsqueda. En la escuela me sentía distraída y temerosa y eso hacia que no pudiera entregarme al máximo, como ahora lo hago, conociendo mis limites y riéndome de ellos. A veces la escuela, fue un tormento porque no sabía reírme de mi misma. Ese fue el mayor aprendizaje. Que no se nace sabiendo, que para aprender hay que arriesgar y que nunca se pierde.

J.L.P Cuéntale a la audiencia de nosolocine.net tus experiencias artísticas con detalles

M.S.N: La experiencia en teatro ha sido sobre todo la que tuve en las escuelas que estudié. Una mezcla de vértigo y adrenalina que hacen que no me olvide nunca de volverme a subir a un escenario. Mi experiencia profesional sobre todo está en el medio audiovisual, un medio que me atrapa y me hace sentir como en casa aunque con ganas de arriesgar más, por supuesto. La primera oportunidad me la dio mi primer profesor de teatro de Bilbao con “La Barbería”, un corto maravilloso sobre la infancia en los pueblos, los deseos, los amores. Luego vinieron más cortos “Hernán, el gallardo”, “Hipocresía”, “Turn me on” y algún que otro experimento del que aprendí mucho, jajajaja. Uno de los encuentros más importantes en mi vida fue con el director Karlos Alastruey con el que he trabajado en dos de sus largometrajes “El ángel entre la niebla” y ” El espíritu de la escalera”, un cine diferente al que no estamos acostumbrados en España, pero con mensajes importantes para la sociedad. En la televisión hice mi primera aparición en “El Comisario”, escuela televisiva para muchos actores y hace un año tuve el regalo de trabajar en “Isabel, mi reina” dirigida por Jordi Frades, a quien admiro profesional y personalmente, un gran tipo. Y ahora con Rubén en “Sentir, no decir” una historia con la que me identifico, sobre todo porque habla del amor y yo hablo mucho de amor, jajajaja. Con las secuelas que aun tenemos por rodar, al menos una más, de este maravilloso corto, escrito con mucha sensibilidad y honestidad. Creo que si su corto ha llegado es porque él nos ha abierto su corazón y eso siempre llega.

J.L.P: ¿Cómo ves el panorama actual del cine español?

M.S.N: Pues Cine Español y crisis han ido unidos de la mano desde que yo tengo uso de razón. Y ahora, más que nunca, está sufriendo las consecuencias, como parte de la cultura que es, de una crisis mundial. A esta crisis me gusta llamarla “necesidad de cambio” en todos los ámbitos. Al cine español no me gusta diferenciarlo cómo un género, aunque muchos quieran catalogarlo así, me gusta más hablar de las personas que estamos detrás de ese cine. Confío mucho en los directores que están emergiendo, en las historias que se están deseando contar, confió en el cambio que está ocurriendo. No queda otra, más que utilizar los recursos que uno tiene y salir adelante, confiar en uno mismo y no depender de lo externo. Y éste país ha estado dormido y ciego durante muchos años. Por eso creo que el cambio será bueno, porque estamos despertando y saliendo de esa zona de confort a la que nos estábamos acostumbrando. El arte no puede nacer desde ese lugar, el arte nace de la revolución interna. Así que aunque queramos verlo oscuro ahora mismo, creo que no queda más remedio que confiar en lo que tenemos a nuestro alcance, unirnos todos para apoyarnos, contribuyendo y creer en lo que queremos hacer. Una frase que me encanta es: ” Soy optimista porque no veo útil ser otra cosa” dijo Winston Churchill. Ahora es el momento de ser útil y práctico. Todo lo que ocurre sirve para algo.

J.L.P: Hablemos ahora de tus proyectos

M.S.N: Los proyectos más inmediatos tienen más que ver con el género musical, un espacio nuevo para mí. En Diciembre estrenamos en El Teatro Campos de Bilbao ” En tercer Grado…” un musical familiar lleno de misterio dirigido por Eva Ausín. Actuaremos también en Madrid en el Teatro Fígaro el día 30 de Diciembre, víspera de nochevieja. Es la primera oportunidad que me ofrecen, como protagonista, para cantar, bailar y actuar en una misma obra, así que estoy muy ilusionada. Haremos también un pequeño Cabaret en Noviembre para ir calentando motores con temas de artistas ya conocidos. El género musical me hace conectarme con mi niña, la que sabía, sin duda, que lo que quería era hacer todo esto.

En el medio audiovisual, está prevista la segunda parte de “Sentir, no decir” que rodaremos los dos actores, en nuestra ciudad natal, Bilbao. Otro regalo que nos hace Rubén Arnaiz además de la propia historia. Y algún proyecto de cine aun por hablar y cerrar. Otro proyecto a corto plazo, y si todo va sobre lo previsto, es vivir durante un tiempo en Nueva York y aprender y empaparme del arte que se respira en esa ciudad.

J.L.P ¿Cómo ves la relación entre internet y cine?

M.S.N: Pues teniendo en cuenta que Rubén Arnaiz y yo nos conocimos por una red social y que mucho de los proyectos de cine y sesiones de fotos me ha salido por estas redes y mi página web, internet me parece una herramienta fascinante. Y para el cine, en concreto, es un medio increíblemente útil. El cine, como todas las artes, está hecho para ser visto, e internet es la herramienta perfecta para que llegue por todo el mundo. Por eso creo que debemos ser constructivos en estos momentos que atraviesa la cultura en nuestro país y utilizar a nuestro favor todo lo que está a nuestro alcance, e internet es una vía ilimitada. Su buen uso puede atraer y difundir muy buenos proyectos de cine. Creo que es una relación importante, constructiva y con visión de futuro. jajajajaj.

J.L.P: Los cortometrajes no suelen pasarse en las salas de cine, que es el lugar donde deben verse ¿cómo ves la difusión de estos trabajos actualmente?

M.S.N: Hay cortos tan buenos o mejores que muchas películas. Para mí lo importante es la gente a la que llegue esa historia, a la cantidad de personas que pueda llegar ese mensaje o cuento. La difusión en salas ayudaría evidentemente a que lo viera mucha más gente, pero tampoco lo asegura. De todas formas el cortometraje creo que no tiene el valor que debe tener. Hay miles de películas que se podrían contar en 10 minutos y hay cortos buenísimos que cuentan lo que tienen que contar, incluso te dejan con las ganas. Aunque es cierto que la falsa creencia de que cualquiera puede escribir o rodar un corto, infravalora la producción del cortometraje. Creo que es bueno experimentar, yo soy la primero que escribo mis cosas. Y hay que probar. También creo que si algo es bueno y uno es inteligente, finalmente, sea un corto o un largo, llegará a mucha gente. El boca a boca es y será siempre la mejor crítica y difusión. Para eso tenemos internet, tal vez éste sea el amigo y el apoyo que tenemos, en contraposición con los gerentes de las salas de cine.

J.L.P: ¿Qué es para ti la vida?

M.S.N: Es muy arriesgado hacerme esta pregunta a mí, jajajaja, podría pasarme toda la vida contestándote a ésta pregunta, porque no dejo de observarla continuamente. Puedo decirte como siento la vida en estos momentos. La vida es, hoy, para mí un viaje, un viaje fascinante, donde a veces ocurren las cosas más deseadas y otras las más inesperada, cosas que no comprendes y te hacen aprender. Un viaje donde pasamos del disfrute al aprendizaje continuamente, donde todo evoluciona y cambia. Es como un paseo por una pradera, una montaña, un río, un lago, una cueva, la vida está llena de todo eso.

J.L.P: ¿Qué es lo que más te gusta de la interpretación?

M.S.N: Lo que más me gusta es la posibilidad de conocer a cada personaje que interpreto, de sumergirme en una realidad que no es la mía, de vivir lo soñado, de tener la oportunidad de ponerme en la piel y en las circunstancias de otros seres que no soy yo y que al mismo tiempo sí lo soy. La interpretación es un juego de niños al fin y al cabo, nació de la imitación, cosa que es muy divertida. Hay una parte seria y responsable en cada trabajo, en la que debes ser profesional, sobre todo si quieres vivir de ella. No deja de ser una profesión como otra cualquiera y existe un compromiso con todo el equipo, desde el autor que la escribió hasta el conserje que aguarda para cerrar el teatro al finalizar una función. Eso sí, creo que jamás se debe olvidar que la interpretación, bien sea cantando, bailando o actuando, como se dice en francés “jouer” significa jugar. Jugar a ser otros, otras vidas. Y eso es lo que creo que a todos los artistas de escena nos hizo un día decidir tomar éste camino, al menos así fue en mi caso, una sola vida se me hace poca. jajajaja.

J.L.P ¡Gracias, Maitane!

M.S.N: ¡Muchas gracias a ti, José!

José López Pérez

About JLP jose

Check Also

Se acerca la tercera edición de Producers meet Producers

Ya os informé de las dos primeras ediciones de este evento destinado a buscar nuevo …

One comment

  1. Maravillosa entrevista. Cuando se vive y se siente tanto la interpretación, sólo pueden decirse cosas así :)))))

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *