Continuamos publicando algunos de los artículos del último número de la revista The Ecologist. Otro mundo es posible, otra educación es posible.

“El Wi-Fi es prenicioso”

Toni Sala es experto en descifrar las consecuencias negativas para la salud física y psicológica del abuso de las nuevas tecnologías, redes sociales, internet, móviles, etc. Es, también, el responsable de una campaña que pretende dejar a las escuelas sin Wi-Fi, habida cuenta de sus repercusiones en la salud de los alumnos y docentes, por su exposición durante largas horas a sus ondas.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Toni Sala es director de un curso muy especial. El curso está dirigido especialmente a maestros y profesores, a padres y madres (preocupados por la excesiva orientación a Internet y móviles de sus hijos), a responsables de ámbitos educativos no formales, y también a organizaciones y movimientos sociales, que por presión “social” están siendo llevados a comunicarse, utilizar u ofrecer recursos digitales, sin conocer los numerosos estudios científicos que alertan sobre los efectos de una utilización excesiva o exclusiva de lo digital, sean psicológicos o políticos. Los cursos son de 8 horas en Plural-21 (Barcelona) y a medida y concertados en entidades.

¿Que es la campaña Escuelas sin Wi-Fi?
-Es una campaña impulsada por la Fundación Vivo Sano y varias entidades más, que en Catalunya la ha asumido Plural-21, que a su vez me ha ofrecido coordinarla. Se trata de sensibilizar, orientar, formar y también acompañar a todas aquellas entidades (no solo escuelas), institutos, CRP, AMPAS, que deseen reivindicar y proponer con base legal y el principio de precaución en la mano, el retiro del Wi-Fi y su sustitución por otra tecnología en los centros educativos.

LOS PELIGROS
-¿Cuáles son los peligros de esta contaminacion electromagnética?
-La radiación de ondas no ionizantes del Wi-Fi está científicamente demostrada que es de las más altas, afectando especialmente a bebés, niños, mujeres embarazadas, personas electrosensibles y, en función de su uso/abuso diario, a las nuevas generaciones tan orientadas hoy a internet y las NTIC. En definitiva, una exposición diaria al Wi-Fi es peligrosa para la salud y potencialmente cancerígena.
-¿Porqué  la escuela ha abrazado con tanto entusiasmo el Wi-Fi?
-Mucho me temo que no ha sido la escuela, le ha venido impuesto o inducido por organismos de enseñanza, públicos por cierto, igual que se impuso el 1×1 (un ordenador x alumno). También ha influido mucho el que los ayuntamientos, apuntándose a ver quién es más “moderno”, han creado también mucha presión, al extender los espacios wi-fi gratuitos. Sin olvidar los conversos digitales, peores que los nativos digitales, que necesitan “reivindicar” su protagonismo con todas las NTIC que aparecen.

SILLICON VALLEY
-¿En qué lugares del mundo las escuelas han empezado a eliminar el wi-fi?
-Interesante pregunta, pues de allí de donde nos llega lo más y lo último en NTIC e Internet, llega también el rechazo. Un claro ejemplo: el grueso de técnicos, diseñadores e ingenieros de las multinacionales de Silicon Valley llevan a sus hijos, no sólo a escuelas sin wi-fi, también sin 1×1, sin pantallas interactivas, etc. Ellos saben bien cuáles son los impactos, no sólo para la salud física, también para el cerebro, pues afecta a cambios neurolingüísticos de largo alcance
¿Como crees sale la gente de tus cursos sobre impactos negativos de las NTIC, Internet?
-Pues la satisfacción más grande es comprobar cómo la gran mayoría de participantes puede expresar y conceptualizar lo que hasta aquel momento era una intuición y una inquietud no compartida, ni elaborada al no tener referentes científicos, teóricos, legales, ambientales y políticos. También una necesidad sentida pero no manifestada, por miedo, pues hay mucha presión y pensamiento único en el tema este. Pero las cosas están cambiando, y esto reconforta.
-¿Qué hay detrás de la democratización de Internet?
-Por un lado, un gran mercado, un negocio de proporciones gigantescas, pero casi te diría que esto no me preocupa, sí en cambio los efectos perversos y los impactos negativos que se provocan al comercializar la tecnología (la que sea) sin atenerse nunca al Principio de Precaución y a la evaluación de impactos sobre la salud y el medio ambiente (por cierto las emisiones de CO2 de las NTIC ya superan al conjunto de toda la aviación mundial).
-¿No temes que alguien te tache de luddita? Ya sabes… de estar contra el progreso…
-¡Uy! Es muy común y detecto rápidamente el argumentario. Hace poco me llamaron Miguel Strogoff (por aquello de que iba a caballo llevando mensajes). Un indicador de que, además de negocio, hay poderosos intereses superpuestos en crear opinión para que la gente utilice el máximo de tecnologías y devenga dependiente, y a la vez esté mejor integrada, estudiada, segmentada, controlada. Lógicamente de ahí hay un paso a ser espiada.

Pablo Bolaño