Home / Avances, Reseñas / «Green Book» o cuando la frase «el cine es el mayor invento del ser humano» cobra sentido

«Green Book» o cuando la frase «el cine es el mayor invento del ser humano» cobra sentido

Hoy se entregan los premios Óscar y el film protagonizado por Viggo Mortensen y Mahershala Ali es, sin lugar a dudas, mi favorita de esta edición.

«Green Book» tiene varias cosas que me llamaron la atención al principio, durante y al finalizar la proyección.

Primera, que está dirigida por uno de los hermanos Farrelly (Peter) autores, entre otras, de comedias disparatadas como «Algo pasa con Mary» o «Dos tontos muy tontos». A priori me resultó extraño este cambio de registro.

Segunda, lo increíblemente bien que Viggo Mortensen se pone en la piel de un italoamericano del Bronx en los 60, desde el acento, la manera de expresarse… Es por esto que el film debe verse en VO. En la versión doblada seguro que pierde la impronta que le ha hecho merecedor de una nominación como mejor actor.

Los auténticos Tony Lip y Don Shirley

Y tercera, que Octavia Spencer es una de las productoras de la película. Me encanta Octavia desde que la vi en «Criadas y señoras».

«Green Book» es una de esas películas que ves a lo largo de tu vida que, mientras se va sucediendo, piensas en lo afortunad@ que eres por ser testigo de algo tan excepcional. Un par de veces exclamé «Qué maravilla de película» durante la proyección de la misma en los Cinesa Diagonal.

Todo en el film funciona, desde la interpretación de los actores, guión, vestuario, la maravillosa música, ambientación… Quizás el italiano de algunos amigos de «Tony Lip» es mejorable, por eso, se nota forzado, pero eso ya hilando muy fino y siendo quisquillosa.

Mahershala Ali es digno merecedor del Óscar a mejor actor secundario aunque, como comentó mi amigo y editor de nosolocine.net José López en el pasado programa de «No Solo Cine en las Ondas», «Ali debería haber sido nominado en la categoría de mejor actor porque también es protagonista del film». Tiene razón.

«Green Book» se basa en la historia real del viaje al sur profundo de los Estados Unidos que realizaron en la década de 1960 el pianista de música clásica afroamericano Don Shirley y Tony Vallelonga, un italoamericano que fue contratado como chófer y guardaespaldas de Shirley. El guión, escrito por Peter Farrelly, Brian Hayes Currie y Nick Vallelonga, el hijo de Tony, está nominado al Óscar.

La película adopta el título de una guía turística para afroamericanos, The Negro Motorist Green Book, donde se incluían los restaurantes y hospedajes que aceptaban gente de esa raza, en una época en la que el racismo estaba en su apogeo. Esto se refleja muy bien en la cinta, especialmente por la zona donde transcurre la trama.

Unos datos curiosos, que he sabido leyendo un articulo sobre «Green Book» en New York Post, es que Tony Vallelonga actúo en «Los Soprano», fue amigo íntimo del cantante Bobby Darin y de la familia Gotti, ya que vivían en el mismo barrio. ¡Ah! y una de las primeras escenas de la película, en el Copacabana, con un sombrero de protagonista, pasó en la vida real, y, según NYP, se le achaca a Frank Sinatra.

En definitiva, «Green Book» es una película imprescindible, que hace propia la frase de mi admirado Miguel Fernando Ruíz de Villalobos: «el cine es el mayor invento del ser humano».

Helena García Castaño

@hgcsirena

Artículos relacionados:

About Helena

Check Also

Elvis & Friends 2020: ¡Un concierto extraordinario, una gran noche!

“Nunca te doblegues al primer fracaso, ni al primer comentario que te hagan… porque más …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

AVISO LEGAL PRIVACIDAD COOKIES CONTRATACIÓN CONTACTO