Home / Críticas / MARTES CRÍTICO (segunda temporada. Verano: 15 de julio de 2014). Por Oti Rodríguez Marchante

MARTES CRÍTICO (segunda temporada. Verano: 15 de julio de 2014). Por Oti Rodríguez Marchante

Una semana más, han tirado los estrenos con cubilete: nueve películas nuevas para la cartelera que provocan tanta curiosidad como el peluquero de Duran i Lleida. Y si no dan ningunas ganas de ir a ver esta oleada de estrenos, muchas más pereza aún da ponerse a escribir una crítica sobre ellas.

Quien mejor ha expresado su desgana hacia los estrenos es Carlos Boyero, que, eligiendo el de «El abuelo que saltó por la ventana y se largó», titula su crónica «Nada por aquí, nada por allá», y se la dedica a aquellos tiempos en los que ir al cine le producía un inmenso placer. Esta película ha dividido a los críticos entre los que muestran un cierto respeto a la tercera edad y los que desprecian claramente a ese viejo que protagoniza la historia. Sergi Sánchez (en La Razón) lo califica de irritante y de tipo bobo y sin principios éticos. Salvador Llopart (en La Vanguardia) lo llama limitado, y yo, en el ABC me muestro con el viejo algo respetuoso y lo comparo (en un imperdonable rapto de enajenación mental espero que transitoria) con Tati y con Menzel. El director, Felix Herngren, y su criatura, este abuelo centenario, se parecen tanto a Tati y Menzel como el feo de los hermanos Calatrava a Mick Jagger, o como Chiquito de La Calzada a Luis de Guindos.

Javier Ocaña, el de El País, detesta la película «Ahora y siempre», en la que Dakota Fanning tiene un cáncer terminal y un novio estupendo… Una película para odiar, escribe. No me cabe duda de que Ocaña necesita unas vacaciones: no se puede ejercer la crítica cinematográfica incitando al odio. La película, es cierto, te amarga la tarde una semana después de que te la amargara «Bajo la misma estrella», pero recomiendo la lectura de mi comentario en ABC como ejemplo de que se puede escribir de una película detestable sin decir nada. Jordi Batlle tampoco dice nada en La Vanguardia, aunque utiliza muy poco espacio para ello.

En «Dos vidas», en vez de hablar de la pereza que me produce, aprovecho para hablar de los cascotes del Muro de Berlín, Salvador Llopart, que también necesita vacaciones, habla de un filme sugerente, intenso y brumoso. No sé, debe referirse a que no debe ser fácil verla en la sesión de sobremesa sin romperse el cuello a cabezadas. «Con una efectiva textura de grano duro» escribe Ocaña sobre la película como si estuviera en El Prado o pidiendo un cortado en la cafetería de abajo.

Como será la semanita de estrenos, que uno de los más valorados es el de Schwarzenegger, «Sabotage» (con falta de ortografía), en el que Sergi Sánchez ve una versión de los «Diez negritos», aunque creo que igual podría haber visto una versión motera de los siete enanitos. Más divertido Jordi Costa (en El País), que para hablar de «Sabotage», según una arraigada costumbre, dedica más de la mitad de su crónica a hablar de otra película, «Sin tregua», y también ve pasar por allí a los negritos de Sergi Sánchez.

Y ahora iba a peinar los comentarios sobre «Borgman», pero un bostezo me ha arrancado de cuajo las ganas. Qué película tan desagradable, y tan pretenciosa, aunque Ocaña titule su crítica «Fascinante superrealidad» (¡esas vacaciones, Javier!). Yo digo aún más tonterías en mi crítica en ABC, pero, al menos, pude resistirme a hacer algún chiste con el apellido del director, Van Warmerdam.

Oti Rodríguez Marchante

 @OtiRMarchante

@nosolocine_

About JLP jose

Check Also

Entrevista a Elvira Herrería, protagonista de la película «Bellezonismo»

“Toma una idea. Hazla tu vida: piensa sobre ella, sueña sobre ella, vívela. Deja que …

One comment

  1. ¿Ya no volverá la primigenia fórmula de programa televisivo?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

AVISO LEGAL PRIVACIDAD COOKIES CONTRATACIÓN CONTACTO